Menú Principal

“Para la Fundación PRODEMU todos los días son 8 de marzo”

notaEn una nueva conmemoración del Día Internacional de la Mujer, diversas son las brechas de género que se mantienen en Chile y que hoy convocan a miles de mujeres a movilizarse en todo el país.

Recientemente fueron entregados los resultados de la Encuesta Casen Equidad de Género 2015, que demuestran que la brecha salarial es de un 26,6% entre mujeres y hombres con diferencias salariales de hasta 500 mil pesos en personas mayores de 18 años. Sin embargo, estas diferencias se presentan no solo en el plano salarial sino en el acceso al trabajo por razones de cuidado. Así un 20% de mujeres se encuentran inactivas laboralmente por cuidar a niños/as, enfermos/as o ancianos, limitando su capacidad de tener una plena autonomía económica.

Estos datos presentados por la CASEN, se complementan con las diversas demandas del movimiento de mujeres y feministas que aspira a lograr mayores avances en temas de derechos salariales, laborales y en temas de autonomía , así como la voluntad del gobierno en avanzar en una agenda de género que promueva la igualdad.

En ese sentido, desde la Fundación PRODEMU, iniciamos un año marcado por los deseos de consolidar una oferta programática que se hace cargo de muchas de las demandas ciudadanas respecto a la formación en derechos y en la entrega de herramientas claves para la autonomía económica, política y física de las mujeres.

Desde el trabajo con un modelo de intervención donde el enfoque de género está en el centro, vemos este 2017 como un periodo de fortalecimiento de la formación política de las mujeres a propósito de un año electoral clave para definir el futuro del país para los próximos cuatro años, donde además se estrenará el cambio en el sistema electoral binominal por uno proporcional inclusivo, donde se incorporó una cuota de género del 40%.

Las elecciones municipales, en donde solo un 19% de las candidaturas a alcaldía fueron mujeres, y donde hubo una baja partición política femenina, nos obligan a ver este año como un desafío para fortalecer la capacidad de incidencia y transformación de la realidad de las mujeres. Esta necesidad de formar a nuevas dirigentas y de entregar mayores herramientas para el cambio, están a la base de entender que las mujeres hoy lideran la participación en organizaciones y grupos (Casen, 2015).

Por ser PRODEMU una institución que trabaja desde el enfoque de género la formación de mujeres a lo largo de todo Chile, este 8 de marzo  nos invita a consolidar el compromiso con la descentralización y el trabajo territorial para trabajar en sectores que por su dispersión geográfica aun no logran acceder completamente a los diversos servicios que ofrece la red pública. Acercar nuestra oferta formativa a mujeres de entornos históricamente relegados, tanto urbanos como rurales, es un horizonte de trabajo para este periodo para lo cual nuestros equipos provinciales ya están desplegados.

PRODEMU tiene una larga experiencia en empoderar a sus participantes en diversos ámbitos de la vida. Sin embargo, este año se enfatizará en motivar el empoderamiento colectivo con miras a la asociatividad entre las mujeres para consolidar redes de acción conjunta que permitan mejorar su calidad de vida. A través de un trabajo de consolidación de espacios colectivos y de liderazgos, se espera que las reivindicaciones de las mujeres se visibilicen al tiempo que se fortalezcan sus organizaciones y se promueva una cultura política más democrática e inclusiva. El interés de PRODEMU está en sentar bases sólidas en las mujeres para que actúen como un grupo cohesionado, con claridad en sus objetivos y con capacidad para planificar estrategias que les permitan interactuar con aquellos actores involucrados en la satisfacción de sus demandas de género.

Es de nuestro interés que más mujeres jóvenes participen de nuestra Oferta Programática, porque son ellas principalmente quienes se ven afectadas por las mayores desigualdades de género por su condición de trabajadoras, madres, jefas de hogar, etc. Poder formar en diversas áreas a mujeres jóvenes permitirá que tempranamente ellas tengan información clave para generar autonomías para su vida futura, pudiendo tomar mejores decisiones en ámbitos como el espacio privado, la maternidad, la autonomía del cuerpo, el trabajo, etc.

Este 8 de marzo queremos reafirmar nuestro compromiso con las mujeres e impulsar la agenda de género, sabiendo que nuestro espacio de intervención es único y que el trabajo por la igualdad de género es un compromiso que como institución hemos asumido y del cual se hace cargo cada uno de quienes trabajamos aquí.

Nuestra labor se enmarca en un anhelo social y que hoy convoca a una gran movilización nacional, sin embargo, tenemos la convicción que para la Fundación PRODEMU todos los días son 8 de marzo, ya que cada día luchamos para que en Chile las mujeres logren mayor capacidad de autonomía e igualdad.